PUBLICACIONES RECIENTES:
¿Qué deseas ver hoy?

¿Inteligencia Artificial?

¿Modelos de negocio?

¡Busca ahora!

La innovación como plataforma de transformación y re-invención

Creado: 26/05/2017 - 3:51 pm

default.jpeg

President & CEO - Juan F. Arjona Harry

juanarjonah@strategee.us
Comparte en:

28.jpg

En esta primera década del siglo actual, la innovación ha ocupado un lugar extremadamente importante en las corporaciones con visión global y alineadas con los mercados; pero hay un ajuste importante en la perspectiva desde la cual es vista la innovación, pues hoy en día –motivado este ajuste por la velocidad del cambio acelerado por la tecnología-, la innovación ya no puede ser un proceso, sino una plataforma de transformación y re-invención permanente en la corporación del siglo XXI.

En la empresa innovadora, la innovación se adoptó inicialmente como una función; posteriormente, como un proceso y ahí van la gran mayoría de las compañías que hoy son reconocidas como innovadoras; pero ya esa perspectiva y concepción no bastan; la tecnología está destrozando los esfuerzos de la innovación cuando esta es vista como una función o como un proceso. Hoy se hace necesario que absolutamente toda la empresa esté montada sobre la plataforma de la innovación.

Es decir; ya no es suficiente con que un área –cualquiera- dentro de la empresa, atienda a un proceso de innovación que lidera otra área u otra persona; ya es necesario que cada área y cada proceso en la vida corporativa de una organización, estén montados exclusivamente en la plataforma de la innovación; esto es, la dimensión completa de lo que se hace en un área, proceso o centro de gestión, está marcado por el cambio permanente y la innovación radical constante, que es la única que permite dar los saltos a-lógicos en los mercados y obtener mayor porción del mismo.

No es tomando la innovación como un proceso como se ha llegado a las grandes innovaciones laterales de finales del siglo anterior y comienzos de este; realidades como el Smart watch, el Iphone, Facebook, Twitter, Instagram, el alojamiento de datos en la nube, el edutainment, Deezer, Sopotify, son muestras de verdaderas revoluciones que no propiamente surgen de una perspectiva de innovación que se reduce simplemente a ver la innovación como un área de la empresa o como un proceso adicional dentro del “que hacer” de un área o centro de gestión.

Es considerando el funcionamiento de las áreas o centros de gestión, montados sobre una plataforma innovadora, como se logran crear innovaciones radicales (discontinuas o laterales). Pero esto implica que en los centros de gestión, absolutamente todo debe revisarse proyectándose hacia su cambio y renovación permanente; cuadros de análisis, formatos, textos, estructuras de las reuniones, fechas y frecuencia de las mismas, la estructura jerárquica, la distancia de poder, el mecanismo de la solución a los problemas cotidianos, la búsqueda de soluciones, el mecanismo de toma de decisiones, el abandono del papel, la trazabilidad que soporta la disciplina operativa, los esquemas de aproximación al mercado, los medios de escucha, la metodología con la cual es investigado el mercado, la forma en la que se concluye acerca de un estudio, la perspectiva de diseño estratégico con la que se perfilan los planes de mercadeo, la manera de obtener foco en las categorías y líneas de producto; la forma en la que se adopta la estrategia de contracción de productos, líneas, canales y negocios, los procesos de comunicación con los clientes, los métodos de retención basados en programas de puntos o millas, las extensiones de línea con la misma marca, las extensiones de marca hacia otras categorías, la búsqueda de negocios nuevos, la “potencialización” de sinergias, los mecanismos de educación y entrenamiento ejecutivo, los mecanismos de evaluación del desempeño, los mecanismos de compensación a los empleados, los mecanismos de evaluación de los ascensos, los mecanismos de inteligencia competitiva, la modalidad de trabajo presencial y teletrabajo, los mecanismos de comunicación publicitaria y las mezclas de medios elegidas, y en general, absolutamente todo lo que un centro de gestión/área/proceso haga en su vida cotidiana, debe estar sujeto a la presión de la re-invención permanente.

Las verdaderas innovaciones radicales/laterales/discontinuas, requieren de un modo de pensar corporativo distinto. No se puede mantener el mismo esquema de pensamiento exigiendo innovaciones radicales; es la corporación/marca completa la que actuando sobre una plataforma de re-invención permanente de todo, puede obtener del mercado el premio de su elección y un mayor market share.

Hoy lo único que no cambia es el cambio.

Top